-->

Pequeños soñadores

15 sept. 2011

Que triste es enamorarse de algo imposible, pero más triste es darse cuenta de que la frase "Seamos realistas, pidamos lo imposible" es en realidad un consuelo,  no una verdad.
Es muy triste enamorarse perdidamente sin apenas razones, de un rompecorazones.
Es triste tener en cuenta que pocas veces compartimos más de una palabra a la cara,
y que hay veces que ni me dices hola.
Me da pena saber con certeza que nunca te tendré, pero que tampoco llegare a olvidarte.
Me da pena no comprender del todo lo que siento por ti. Pero más pena me da saber que yo no soy la única que siente eso hacia ti.

No hay comentarios:

Publicar un comentario